lunes, 26 de noviembre de 2012

Algunas gotas...

ALGUNAS GOTAS DE SABIDURÍA


1- Siempre has sido, eres y serás el testigo silencioso de todos los asuntos que crees que son "tu vida". Ninguno de esos asuntos es relevante, sino el testigo que los observa en paz.

2- Nada es más importante que tu estado interior. Nada en absoluto. Todo lo externo que experimentas y has experimentado es solo un eco, una estela tridimensional de tu estado de consciencia.

3- Si no cambias por dentro, día a día recrearás el mismo mundo pero en versiones ligeramente diferentes. Serás fracasado, pobre u enfermo en diferentes maneras, pero si no te sientes rico, exitoso y sano, solo habrá ligeras variantes de un mismo mundo basado en el miedo. 

4- Un día ya no podrás buscar ningún culpable fuera de ti y también tú dejarás de sentirte culpable. Ese día es un día  grandioso, es el día que decides que todo lo que te pasa es por tu estado interior y no culpa de los demás. 

5- Eres vida única y extraordinaria. No tienes una vida ni la tendrás jamás. No perderás jamás "tu vida", ya que eso no existe. Solo en la percepción crees que esa forma percibida por los sentidos es "tu vida", más es solo una ilusión cerebral. Eres uno con todo el universo, eres todo el universo y tienes sus funciones y capacidades para crear.

6- Nunca te falta nada ya que eres vida única, solo experimentas el contenido energético de tu vibración. Si esta es baja experimentarás sensaciones de carencia y situaciones que lo respalden. Pero siempre estás abastecido por la fuente de todas las formas. 

7- Nada de lo que llamas "tuyo" lo es. Nada. Eso son solo etiquetas del ego. Si tú y todo lo que es vida es una misma cosa, nada es tuyo ni de nadie, son solo ilusiones de propiedad de nuestro ego. Saber esto te quita el terror a la pérdida. No puedes perder algo que no tienes. 

8- El silencio es tu verdad. El pensamiento compulsivo es tu mentira. Ningún pensamiento te define ni te definirá jamás. Eres y punto. Sin etiquetas. Eres lo mismo que los delfines y las flores. Por lo tanto posees su misma inocencia y dignidad. No necesitas demostrar nada ante nadie ya que todos somos uno. Pero se te ha dado el derecho a alcanzar tu versión mejorada. Cuando la alcances no serás más que ahora, solo te habrás expresado más.  

9- Tu verdadera misión es estar tranquilo. Lo que hagas es secundario. Cuando eres capaz de estar tranquilo, tu hacer es eficaz y limpio. 

10. No existen cosas extraordinarias y otras ordinarias. Solo la mente egotista hace estas diferencias. Hay la misma y exquisita belleza en un jefe malhumorado que en un paisaje de playa. Todo es milagroso y extraordinario si se refina la percepción. Saber esto te conecta con lo mejor de las personas. Desaparecen los enemigos que creías que tenías. 

11. Eres amor. Esa es tu naturaleza. No hay rincón que no sea amor, pero el miedo hará que veas rincones falto de él. Esta carencia de amor es ilusoria.