martes, 11 de junio de 2013

Trucos de maquillaje: formas diferentes de usar el delineador

El delineador es uno de los mejores aliados que una mujer puede tener en su neceser; es infinitamente versátil, atiende todos los estilos, personalidad y es ideal tanto para ir trabajo como para salir de fiesta. El delineador es capaz de proporcionar una apariencia informal, osada y clásica, dependiendo de la forma y color que utilizas.

Si te encanta el delineador pero no tiene mucha firmeza al hacer el trazo, el mejor truco es maquillarte con el codo apoyado sobre una mesa. Con los ojos casi abiertos o abiertos mirando hacia abajo, coloca el pincel de tu delineador en las pestañas y empieza el trazo del canto interno al externo, en dirección a las sienes.

Conozca, a continuación, 5 formas diferentes de aplicar el delineador:

Trazo grueso: es ideal para salir por la noche, es un look rápido y no requiere mucha habilidad. Puedes hacer algo osado al estilo Amy Winehouse o Kate Perry, aplicar pestañas postizas y sombra con glitter por encima. Una manera fácil de hacer este trazo es diseñarlo con el lápiz de ojo y después cubrirlo con delineador.

Trazo clásico: el que siempre lleva Angelina Jolie. Es ideal para el trabajo o para una fiesta formal, si acompañado de sombra marrón, por ejemplo. Aunque apliques pestañas postizas y apuestes por labios rojos, el maquillaje será clean y discreto. Si quieres conseguir el efecto de ojos más grandes, haga el trazo más fino, si prefieres reducir el tamaño de los ojos, prefiera el trazo grueso.

Trazo glam: trazo muy grueso con sombra oscura por encima para conseguir un efecto triangular. El trazo debe ser osado, que alargue la parte externa de los ojos. Empieza haciendo un delineado de “gatito” en la parte superior desde el canto interno, esfuma y aplica un según color.

Colorido: si quieres un aire divertido, apuesta en los delineados coloridos. Puedes aplicar solamente el delineador colorido, trazo negro en las pálpebras con delineado colorido por encima o delineador negro acompañado de una sombra bien destacada.

Efecto “gatito”: make discreto y moderno, infalible para cualquier ocasión y estilo. Es perfecto para “levantar” la mirada.