lunes, 29 de julio de 2013

Ejercicios: ¿Por qué nos estancamos y por qué progresamos?

Principio de supercompensación


Cualquier estímulo aplicado al organismo provoca una perturbación del equilibrio interno. El organismo se adapta según la intensidad del estímulo, modificando los procesos metabólicos útiles para responder al estimulo. Durante el periodo de recuperación sucesivo, el organismo presenta una capacidad de respuesta aumentada.

Por el contrario, si la recuperación no es correcta, no se produciría una supercompensación, y el rendimiento disminuiría.

Durante el ejercicio físico disminuye la capacidad funcional del sujeto, ya que aparece la fatiga. Cesado el ejercicio físico y por tanto desaparecida la fase de esfuerzo, se activan mecanismos internos que restaurarán la capacidad del sujeto por encima del nivel inicial.

Tal recuperación por encima del nivel inicial es el punto crucial y objetivo del principio de supercompensación.

Techo fisiológico

Puede ser entendido como la máxima prestación de las diferentes capacidades que potencialmente (en teoría) puede alcanzar una persona.

La genética juega un papel determinante en lo que se refiere al rendimiento deportivo.